La digitalización de los medios: Una realidad lejana

La aplicación de puntos de venta (TPV) para el cobro con tarjetas de crédito y débito se encuentra más cerca de materializarse
La aplicación de puntos de venta (TPV) para el cobro con tarjetas de crédito y débito se encuentra más cerca de materializarse

El proceso hacia la transformación digital deja su huella en el tejido comercial cubano.

Durante las últimas semanas hemos tenido la oportunidad de conocer los datos facilitados por el Ministerio de Comercio Interior, según los cuales el 83% de las casi 9.000 bodegas que conforman la red minorista del país dispone de los medios tecnológicos necesarios para poder ofrecer a sus clientes la opción de emitir transacciones electrónicas. Este es un dato que ha sorprendido a gran parte de la población cubana, ya que esta realidad es una ilusión para muchos ciudadanos del país.

El uso de códigos QR para realizar pagos a través de las plataformas EnZona y Transfermóvil aún está lejos de ser una de las vías predilectas para los consumidores y los vendedores. El Gobierno cubano lucha por la implementación del pago electrónico en el país durante los últimos años, sin embargo, nunca se ha establecido una red gestión tecnológica suficientemente segura para su uso. Sobre todo, si se tiene en cuenta los problemas de base a los que se enfrenta el país en cuanto a conectividad e infraestructuras.

Por su parte, desde la Dirección de Desarrollo del ministerio aseguran que ya están trabajando en la adaptación de las zonas sin cobertura para acelerar la implantación de Transfermóvil, que puede prestar el servicio de pagos de manera offline.

Aunque la gestión del pago móvil aún dista mucho de su aplicación total, la aplicación de puntos de venta (TPV) para el cobro con tarjetas de crédito y débito se encuentra más cerca de materializarse y son numerosos los comercios que ya cuentan con puntos de instalación. Con la tecnología abriéndose paso en estos contextos, la idea del ministerio en un futuro pasa por lograr que todos los comercios del país estén en disposición de ofrecer ambas vías: TPV y códigos QR.

Las ventajas de la ciberseguridad

La puesta en marcha de estos sistemas supone una gran ventaja para los clientes en cuestión de seguridad, y es que ambas aplicaciones traen consigo la misma tecnología de protección de datos personales que usan las grandes referencias en este campo, como son las entidades bancarias y las plataformas de juegos de azar que operan a través de internet. Las primeras de ellas se han especializado en la encriptación de toda la información confidencial que el usuario deposita en la web y que luego viaja hasta los servidores. La herramienta encargada de vehicular esta tarea es el conocido como certificado TLS (Transport Layer Security), cuyo algoritmo blinda números de cuenta, contraseñas y nombres completos frente a la amenaza de los hackers.

Por su parte, los entornos dedicados al juego están marcando la diferencia a la hora de poner freno a los delitos de suplantación de perfiles. De hecho, los mejores métodos de pago en casas de apuestas cuentan a día de hoy con los protocolos de verificación de identidad más avanzados que existen. El sistema KYC, presente en las salas de juego de medio mundo, es un claro ejemplo de ello. Su labor no es otra que la de confirmar telemáticamente que el jugador que intenta acceder a una cuenta es realmente la persona que dice ser. El proceso es tan sencillo como útil: el operador solicita al usuario todos los documentos necesarios para la identificación y luego los coteja con los datos de su propia base de datos. Desde el gobierno cubano ya han tomado buena nota de ello.

El objetivo a medio plazo por parte del Gobierno es reducir la circulación de dinero en efectivo en todo el país. Para ello las autoridades cubanas deberán afrontar la evolución del comercio interior apostando por las nuevas tecnologías e integrándolas en el sector, aunque ello suponga una gran inversión en materia de tiempo y dinero.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 0